Fallece el creador de los sintetizadores ARP, Alan R. Pearlman

Alan R. Pearlman, fundador de ARP Instruments, falleció el fin de semana pasado a los 93 años de edad.
 

 
Junto con Don Buchla y Bob Moog, Pearlman ayudó a dar forma a la cara de la síntesis analógica durante los años 70. Aunque se produjeron en cantidades relativamente pequeñas, los sintetizadores ARP siguen siendo muy influyentes hasta el día de hoy, con modelos como el ARP 2500 y el 2600.
 
Pearlman nació en la ciudad de Nueva York en 1925. Antes de fundar ARP en 1969, construyó amplificadores para la NASA. Asistió al Instituto Politécnico de Worcester y en 1978 recibió el premio Robert H. Goddard Alumni Award por logros profesionales sobresalientes. También fundó y vendió un exitoso negocio de módulos de audio y sirvió en el ejército. Después de vender ARP, construyó una empresa de software de infografía llamada Selva Systems Inc.
 
A lo largo de la década de 1970, Pearlman estableció el ARP como un medio muy respetado para los instrumentos pioneros venerados por su calidad de sonido. Los instrumentos ARP Odyssey y ARP 2600 fueron particularmente populares, y por un tiempo ARP fue el líder mundial en la fabricación de sintetizadores de tecla.  Una de sus habilidades clave fue que, a diferencia de sus contemporáneos, Pearlman fue capaz de construir osciladores que se mantuviesen en sintonía desarrolando una técnica de conexión inalámbrica utilizando una matriz de interruptores.
 
Sin embargo, a medida que el mercado de los sintetizadores se hizo más competitivo y se globalizó durante la década siguiente, los costes de investigación y desarrollo aumentaron y las ventas cayeron, lo que obligó a la empresa a retirarse en 1981. El sintetizador ARP Odyssey fue licenciado y relanzado por Korg desde entonces, mientras que el 2600 ha recibido numerosas emulaciones de software.
 
Muchos artistas legendarios usaron instrumentos ARP en su música, incluyendo a Kraftwerk, David Bowie, Brian Eno, Ultravox y Stevie Wonder. Y a pesar de que la compañía cerró en 1981 después de sufrir dificultades financieras debido a los altos costos de desarrollo y las bajas ventas del ARP Avatar, sus instrumentos siguen siendo los favoritos entre los productores de música de danza contemporánea como Floating Points y Todd Terje.
 

Si te ha gustado esta noticia, ¡compártela!